Español

Cinco errores comunes a la hora de hacer dieta

Muchos comienzan a hacer dieta con la mejor de las intenciones. Ya sea por perder peso, mejorar la salud general, sentirse mejor consigo mismos o mejorar su autoestima y sus niveles de energía. Nadie quiere fallar cuando comienza una dieta. Aunque es exactamente lo que les ocurre a cientos de personas cada año. Existen miles de razones por las que una dieta falla. Las expectativas poco realistas de perder demasiado peso de golpe, las dietas extremas que eliminan grupos alimenticios y la angustia oral son algunas. Algunos estudios han demostrado que una vez que la dieta llega a su fin, muchas personas no sólo recuperan todo el peso que bajaron, a veces, incluso engordan más que al principio. El problema es que la mayoría ignora los siguientes errores típicos.

Echémosles un vistazo a los cinco más comunes…

1. Eliminar demasiadas calorías

Si bien es cierto que la única forma de perder peso es quemar las calorías que ingiere, reducirlas drásticamente no acelerará el proceso. De hecho, si elimina demasiadas calorías, su cuerpo entra en un modo primitivo de hambruna que hace que su metabolismo se ralentice.

Este es un mecanismo de supervivencia del organismo que le permite mantenerlo con vida hasta que encuentre más alimento. Por si no lo sabía, la mujer promedio necesita ingerir unas 2000 calorías a diario mientras que el hombre requiere unas 2500 para mantener un peso saludable. Si intenta bajar de peso, el promedio de calorías diario no debería ser inferior a 1200 por día.

fad diet 1

 

2. Suprimir los carbohidratos

Muchos están a favor de eliminar por completo los carbohidratos de su dieta. Suprimir cualquier grupo alimenticio en su totalidad no es una práctica nada saludable. Los carbohidratos también incluyen productos integrales que contienen vitaminas esenciales como la B y le E, al igual que proteínas y antioxidantes.

Además, permiten equilibrar los niveles de azúcar en sangre y lo ayudan a sentirse satisfecho por más tiempo. No los elimine por completo. En cambio, controle el tamaño de las porciones y evite los carbohidratos altamente procesados cada vez que pueda.

no carbs

3. Excederse en el tamaño de las porciones

Muchas personas cometen el error de ignorar o subestimar el tamaño de las porciones. Si es bueno para su salud, entonces puede comer demasiado. Suena lógico ¿No cree? Se equivoca. No importa qué tan nutritivo sea su almuerzo, excederse en las cantidades inevitablemente lo hará subir de peso.

Una porción de 85 gramos de carne de res, pescado o ave de corral no debería ocupar más de la mitad o un tercio de su plato. Equivale al tamaño de un mazo de cartas. Una taza de cereal equivale al tamaño de su puño y medio tazón de helado tiene el tamaño de una bola de tenis, no de béisbol. El tamaño sí importa cuando se trata de porciones de comida y de tratar de perder o mantener un peso saludable.

Portion Control

 

4. Temerles a los alimentos grasosos

Muchas productos dietéticos son bajos en grasas o directamente no las incluyen entre sus ingredientes, como si eso fuese algo bueno. La mayoría de las personas teme comer grasas por miedo a subir de peso. Nada es más real que la mismísima verdad. Los alimentos procesados eliminan las grasas, pero las reemplazan con azúcares refinados, sal y demás aditivos dañinos para engañarlo y hacerlo comer de más, lo que se traduce en mayores ganancias.

Lo cierto es que muchas grasas naturales son partes esenciales de una dieta saludable. Le permiten sentirse satisfecho por más tiempo y contienen vitaminas y minerales. Aguacates, frutos secos, aceite de oliva y pescados como el salmón son algunas fuentes deliciosas y saludables de grasas naturales que puede incorporar a su dieta.

good fat

 

5. Saltarse el desayuno

El desayuno es la comida más importante del día. Saltársela puede hacerlo volver a subir de peso. ¿Por qué? La respuesta es muy simple: un buen desayuno establece las bases para el resto del día. Lo ayuda a regular los niveles de glucosa en sangre y reduce los antojos indeseados.

Un estudio llevado a cabo por la Escuela Imperial de Londres descubrió que los participantes que se saltaban el desayuno tendían a comer alimentos ricos en calorías a lo largo del día. Un estudio de WebMD afirma que aquellos que consumen un desayuno saludable en la mañana son un 43% menos propensos a ser obesos y a desarrollar diabetes tipo 2 en comparación con los que no lo hacen.

 

CON MUCHO AMOR ESTE POST PARA TI, CUENTAME QUE TAL TU EXPERENCIA CON LA INFORMACION SIRVIO DE AYUDA PARA TI. 

 

 

 

fuente: https://www.activebeat.com/esp/fitness-y-nutricion/diez-errores-comunes-a-la-hora-de-hacer-dieta/6/

2 comentarios

  • Tengo 50 años y tengo menopausea y he aumentado casi 30 libras…apesar de que llevo dieta y me ejercito diario por lo menos 1 hora…estoy en extres por el peso q me recomiendan estoy interesada en su faja de sinturilla…he comprado varias y ninguna me ha dado el resultado q espero…que la ropa me quede mejor a pesar del peso.

    Vivian Perez
  • Excelente información

    Wanda

Dejar un comentario

Nombre .
.
Mensaje .

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados